miércoles, 9 de diciembre de 2009

Bienvenida Navidad


De hojas doradas en forma de espirales que se buscan y se encuentran creando un todo, más... mucho más que la suma de las partes, para sustentar esferas rojas, tal vez frutos, tal vez personas, aquellas que quieren pertenecer a mi árbol, aquéllas a las que yo también quiero que pertenezcan. Mi árbol, aquél que crece desde unas fuertes y arraigadas raíces hasta más allá de las estrellas, aquel árbol de oro y plata, brillante y casi mágico que me ocupo de cuidar cada día como de mi propia vida... que crece y se ramifica, encontrando personas con las que es todo un placer, un lujo y un goce compartir un momento, un recuerdo, otro sueño más...
A todas ellas, a las que estaban y siguen, a las que me he vuelto a encontrar, a las nuevas que he conocido este año... A todas, miles de gracias, por estar en mi árbol y hacerme partícipe del vuestro.
Bienvenidos a la Navidad, bienvenidos a mi árbol.

No hay comentarios:

Publicar un comentario